Nuestras palabras nos definen. El ámbito laboral es probablemente el lugar donde pasamos más tiempo a lo largo de nuestra vida y lo que digamos en este espacio definirá la imagen que tengan de nosotros las personas que nos rodean. Por eso siempre hay que pensar antes de hablar, con una actitud positiva y proactiva.

Hemos seleccionado frases de una encuesta de las peores frases que se pueden decir en la carrera profesional en Estados Unidos (forbes.es) y un artículo sobre el tema en Pymes Perú.

  1. “Ese no es mi trabajo”, esta frase va en contra de los activos cruciales de la carrera profesional como la flexibilidad y la voluntad de aprender nuevas habilidades. Si lo que quieres decir es que no es tu especialidad y que te va a costar realizar el trabajo, pide ayuda.
  2. “Creo que…”, las frases que empiezan con “Yo creo…”, hacen parecer menos autoritario, y los compañeros de trabajo pueden verte como una persona débil. Es mejor dar un mensaje directo sin prefacios.
  3. Siempre lo he hecho así, pero qué tal si es hora de innovar, siempre se debe estar abierto a nuevas ideas y métodos que faciliten la tarea laboral. Con frases como “Es una idea interesante” o “Es diferente a lo que hacemos, pero discutiremos los pro y los contra”, es suficiente.
  4. “No puedo”, esta posición sugiere una rigidez y falta de voluntad para ser útil o proporcionar soluciones.
  5. “Pero…”, a veces parece que la palabra “pero” niega todo lo que se ha dicho anteriormente. Por eso es mejor sustituirlo por una “y” que suaviza el mensaje.
  6. “Eso no es una buena idea”, en vez de lanzar un mensaje negativo que desestime directamente la propuesta, haz preguntas para investigar más al respecto.
  7. “Lo intentaré”,esa frase hará que surjan dudas sobre el resultado del trabajo. En el lugar de trabajo se hace algo o no se hace, pero nunca se intenta. Lo ideal es decir “Lo haré” o “veremos que hacemos”.
  8. “Odio a esta empresa”, cuando uno critica a los demás se ve tan inmaduro ¿Quieres definirte de esta forma ante los demás?
  9. No tengo tiempo”, si no se cuenta con el tiempo suficiente para ayudar a otro, se puede decir amablemente que regrese en otra ocasión cuando estés más libre. Las relaciones cordiales son muy importantes en el trabajo, también puedes necesitar favores después.
  10. “Eso es imposible”, dicen que nada es imposible. Por eso se trata de una frase muy negativa que tus jefes no querrán oír y que puede resultar contagiosa para tus compañeros. ¿En realidad es imposible? ¿Seguro? Puede que haya una solución si se cree y se trabaja para lograrlo.
Compartir:
Podría interesarte...
¿AYUDA?
CONTÁCTANOS AQUÍ
VOLVER
VOLVER

Conversa con un asesor de servicio

Central Administrativa de Alarmas

204-5200

CONVERSAR POR CHAT
COTIZAR MI ALARMA